La inflación registrada por el INDEC correspondiente al mes de junio fue de 3,7%. El FMI le exige al Gobierno que a fin de año la misma no supere el 27%, para lo cual a los funcionarios sólo les queda un margen de 1,5% por mes para esa mete. Los economistas hablan de una inflación anual por encima del 30%.

Este último mes, la presión cambiaria impactó en los alimentos (5,2%) y el transporte (5,9%) de los argentinos de manera más cruel.