Los trabajadores municipales de toda la provincia levantaron el paro de 48 horas que estaba previsto para este jueves 20 y el viernes 21, en medio de los festejos del Día de la Primavera y del Estudiante, luego de un acuerdo alcanzado por los empleados despedidos en Fray Luis Beltrán, detonante del conflicto.

Antonio Ratner, secretario adjunto de la Federación de Sindicatos de Trabajadores Municipales de la Provincia de Santa Fe (Festram), confirmó que esos días de esta semana cumplirán tareas con normalidad pero sí adherirán a la huelga general del martes 25.

El dirigente gremial señaló en el programa La primera de la tarde que “hubo un entendimiento con el intendente de Fray Luis Beltrán y luego se continuó la reunión en el Ministerio de Trabajo”.

En ese marco de acuerdo, se resolvió que la conciliación obligatoria vigente pase a ser una “conciliación voluntaria” hasta el 30 de noviembre y con la posibilidad de prorrogarla un mes más “para garantizar el lugar de los compañeros despedidos y sus haberes correspondientes”.

Por otra parte, Ratner ratificó la adhesión de los municipales santafesinos al paro general de las centrales obreras nacionales, para el martes 25 de septiembre. Aclaró que, como es habitual en estos casos, sólo se mantendrán guardias mínimas en centros de salud y personal de emergencias en áreas sensibles como Defensa Civil.

Sin comercios dos días seguidos

En tanto, desde la Asociación Empleados de Comercio en Rosario también adelantaron que lunes y martes de la semana próxima no trabajarán y sólo abrirían negocios atendidos por sus dueños.

Recordaron que el 24 es el día del trabajador mercantil, mientras que el 25 también adhieren a la huelga nacional general.