Tras casi dos meses sin actividad en el Congreso, la Asamblea Legislativa se reunió este miércoles desde las 14 en el recinto de la Cámara de Diputados para convalidar a la fórmula ganadora en las elecciones presidenciales del pasado 27 de octubre.

Se trató de un paso institucional, previsto en el Código Nacional Electoral y que no requería la presencia del presidente electo y de su vice, en este caso Alberto Fernández y Cristina Fernández de Kirchner, que estuvo ausente también como senadora por su viaje a Cuba.

Otras ausencias de renombre fueron la diputada de la Coalición Cívica, Elisa Carrió y el senador y candidato a vice de Juntos por el Cambio, Miguel Ángel Pichetto.

La sesión estuvo presidida por la titular del Senado, Gabriela Michetti y el presidente de la Cámara baja, Emilio Monzó.

Michetti designó una comisión de seis diputados y seis senadores, que durante un breve cuarto intermedio se encargaron de corroborar los resultados del escrutinio definitivo. Esta estuvo integrada por Sigrid Kunath, César Catalán Magni, Silvina García Larraburu, Humberto Shiavone e Inés Pilatti Vergara, por la Cámara alta. En tanto, por la Cámara baja se designó a José Luis Gioja, Luana Volnovich, Juan José Bahilo, Mario Negri y Juan Manuel López. .

Al regresar, el vicepresidente primero de la Cámara de Diputados, el sanjuanino Gioja leyó los resultados de todas las fórmulas.

Al mencionar a la fórmula ganadora, Alberto Fernández y Cristina Fernández de Kirchner -con el 48,24% de los votos-, el flamante interbloque del Frente de Todos estalló en cánticos. Al clásico “Vamos a volver” le siguió la Marcha Peronista.

Mientras, el diputado Máximo Kirchner se saludaba efusivamente con su compañero de bancada Wado de Pedro, y varios legisladores vivaban la marcha con los dedos en V.

En tanto, desde la oposición seguían la algarabía con tibios aplausos desde sus bancas.

Acto seguido, Michetti pidió silencio. “Todavía no proclamamos a la fórmula ganadora”, recordó y tras nombrar nuevamente a Alberto Fernández y Cristina Fernández de Kirchner pidió una votación a mano alzada para oficializar la dupla que gobernará la Argentina hasta diciembre de 2022.