La FESTRAM denunció este jueves que en dos comunas del norte santafesino se les está pagando a los trabajadores con bonos/ ordenes de pago, lo cual reviste enorme gravedad por la precarización laboral que significa.

En informe elevado a FESTRAM por parte de ASOEM Villa Ocampo, se describe que en las citadas Comunas se ha detectado un total incumplimiento de los acuerdos paritarios en lo referido al pago del Salario Mínimo Garantizado de Bolsillo de los trabajadores de esas administraciones.

En el caso de la Comuna de El Sombrerito, el Presidente -luego de no comparecer en la primera citación- firma en audiencia en el Ministerio de Trabajo de la Provincia acta-acuerdo con el Sindicato Municipal de Villa Ocampo cumplir con el pago de los valores fijados en Paritarias y que venía negando. Pero, incumpliendo lo firmado, con los salarios de los meses de Junio y Julio abonó dicha garantía con “una orden de pago” sin el correspondiente Recibo de Sueldo, lo que demuestra una clara decisión de evasión a los organismos de previsión y a la obra social.

En la Comuna de Villa Ana -debido a la superpoblación de personal y con constantes amenazas a los trabajadores de reducir la planta- se les comunicó a los mismos que con los salarios del presente mes, sólo se abonarán los sueldos con las escalas vigentes pero no se pagará la garantía salarial de bolsillo para aquellos que la venían cobrando.

Estamos en una clara demostración de ajustar por los salarios de los trabajadores activos de dichas Comunas, y con los pagos con sumas “no remunerativas” desfinanciar el organismo previsional y a la Obra Social, ampliando el ajuste al sector pasivo.