Héctor Daer y Juan Carlos Acuña, integrantes de la cúpula de la CGT, destacaron el acatamiento que tuvo el paro general, hoy. Aseguraron que “un sector mayoritario del pueblo argentino se sumó a la convocatoria para reclamar medidas urgentes de rectificación de las políticas económicas” y mandaron un fuerte mensaje al Gobierno pidiendo un cambio de rumbo.

“El movimiento obrero reitera lo que viene reiterando en cada una de sus declaraciones y en cada uno de los pasos que venimos llevando a lo largo de este tiempo. Les decimos a las autoridades que tomen acciones inmediatas para lograr frenar esta caída y decadencia social, política y económica que estamos viviendo en nuestro país”, sostuvo Daer, el primero de los sindicalistas en tomar la palabra.

Y sentenció: “Hoy desgraciadamente los índices nos dan la peor perspectiva de futuro cuando nos están indicando que el 50% de nuestros niños están en situación de pobreza. La precariedad de la salud, de un sistema eficiente que garantice la alimentación y la precariedad a la que han llevado al sistema de salud amerita esta reacción del movimiento obrero que en forma pacífica convocó a esta huelga de 24 horas y que se llevó adelante con un acatamiento contundente a la vista de todos los argentinos”.

En el final, Daer ratificó el éxito de la medida de fuerza: “El acatamiento fue muy muy importante en todo el país. La contundencia quedó demostrada en que en las grandes ciudades la fotografía fue una ciudad desierta. Queremos ratificar el rumbo que ha tomado esta CGT en ir siempre en busca de un camino que resuelva los temas de los más necesitados, los temas de fondo de nuestro país y permita que en la Argentina se pueda vivir dignamente”.

A su turno, Acuña se mostró en sintonía y sumó más críticas a la Casa Rosada: “No tiene que hacer cortinas de humo, como los 10 puntos que hablaban días atrás que quedaron en la nada”.