Este día de tristeza para el ámbito de la cocina y su mechado con la televisión, tras la muerte de una de las pioneras en el área, se vuelve a hablar de su mayor obra como el “faro” de las nuevas generaciones de “cocineras”. Ahí está el ruido.

El best-seller de la querida Choly se llama “Cocina fácil para la mujer moderna”. Un libro emblemático que se publicó por primera vez en 1976. Su repercusión fue tal que tuvo 15 reediciones y de este modo pasó a llamarse un “long-seller”, un clásico.

Con la muerte de la excelsa cocinera los medios argentinos volvieron a hablar de su obra y regresó a la mesa el texto en cuestión “Cocina fácil para la mujer moderna”.
En este caso, la crítica no será hacia la persona hoy ausente sino que su libro nos permitirá rever los conceptos machistas o micro machistas de otra época que llegaron a ser un éxito y se instalaron en todas las cocinas del país.

“Cocina fácil para la mujer moderna”

El título de por sí es sexista. Demuestra una ideología de género basada en la vieja y errónea idea de que la mujer sólo “servía” para estar en la cocina. Por años se alimentó el falso paradigma de que las mujeres debían saber cocinar tal como lo hacían sus madres o abuelas y, por el contrario, serían un fracaso si no alcanzaban el nivel culinario de sus antecesoras.

La publicación de Choly, vista con los binoculares de este tiempo feminista, resulta ofensiva al género femenino porque, además de estar dirigida a este público y hacerlas responsables de lo que suceda en la cocina, excluye al resto de la familia y lo hace “fácil”, dando a entender que para algunas pueda resultar una tarea difícil. Subestima.

Claro está, y vale repetir la aclaración, que estamos analizando un título publicado en 1976. Pero a la luz de los cambios, también viene bien reconocer esa incomodidad que hoy nos genera releer ese viejo recetario que por años estuvo en el aparador de casa y sólo creíamos que era de nuestras madres y abuelas.

Tal vez, algún día editen “Cocina fácil para las personas modernas” y no caben dudas que también sería un best seller.