Este lunes se conoció que un nuevo decreto habilitaba actividades como shoppings, casinos, bibliotecas y celebraciones religiosas. Pero unashoras después, el propio gobernador Omar Perotti llamó por teléfono al arzobispo católico, Sergio Fenoy y le dijo que tal decisión, la de habilitar celebraciones religiosas, había sido un error.

Desde el Arzobispado de Santa Fe dieron a conocer la información a toda la provincia:

Hace unos minutos el Sr. Gobernador se ha comunicado con el Sr. Arzobispo para notificarlo que en el reciente Decreto Provincial Nº 0487/20 (artículo 5) se ha deslizado un error y que por lo tanto, no están autorizadas las reuniones y celebraciones litúrgicas hasta nuevo aviso. Sólo se posee la habilitación para la apertura de los templos (Decreto Prov. N° 0449/20-art. 2).

Por el momento, solo estarán habilitadas las actividades religiosas individuales, como rezar y confesarse en el establecimiento, durante el horario diurno hasta las 20.