El autor del femicidio de Chiara Páez, cometido el 10 de mayo de 2015 y que originó las marchas Ni una menos, fue condenado a 21 años de prisión. Se lo consideró responsable del delito de homicidio agravado por el género y no por el vínculo. 

El juez de Menores Javier Prado confirmó la sentencia que había dictado el magistrado Adrián Godoy y fijó la pena. La medida tuvo lugar después de que el fiscal de la causa apelara porque pretendía que el homicidio sea doblemente calificado por el vínculo y por el género.

Según indicó el sitio web La Tribuna del Sur, la condena fue apelada y se estima que será la Cámara de Rosario quien reciba el caso, ya que la de Venado Tuerto tuvo intervención.

EL CASO

Chiara Páez fue asesinada por su novio el 10 de mayo de 2015. Su cadáver fue encontrado enterrado en el patio trasero de la vivienda de la vivienda que el chico compartía con sus abuelos, su madre y la pareja de ella. Presentaba un corte en el cuello producido con un cuchillo y varios golpes en su cabeza.

El papá de Chiara Páez dijo que espera que los jueces actúen con los familiares con el mismo criterio que con el autor del femicidio. “Manden a la cárcel a los cuatro asesinos que estaban esa noche en la casa y algún castigo ejemplar a los que ayudaron de afuera para tapar todo lo macabro que sucedió esa noche”, señaló.