Este viernes marca el final de una fábrica láctea que le daba trabajo a 67 familias de Suardi. Muchos de ellos fueron reubicados pero un gran número de trabajadores se vieron en la necesidad de aceptar la indemnización.

Según declaró a medios locales, Rodolfo Galloni, gerente de la empresa “ahora será un inmueble que estará disponible en el mercado”. El empresario, confirmó que este viernes cerrará definitivamente la planta que la empresa tenía en Suardi. Galloni comentó que esto “responde al plan que en su momento habíamos anunciado para desactivar el emprendimiento.”

Sobre la empresa láctea, vale decir que Williner Suardi tuvo 67 empleados, 13 de ellos se fueron a trabajar a la planta de Rafaela en Bella Italia, 31 fueron reubicados en Arrufó, los que viajarán diariamente, hubo una jubilación, mientras que 22 trabajadores recibieron la indemnización correspondiente.

El CEO negó que la falta de gas o el robo hormiga hayan sido las causales del cierre.