Un trabajador porteño contó una historia que emociona a todos.

Un movilero de C5N reporteó a un trabajador en el marco del aumento de tarifas en el transporte y se encontró con este testimonino contundente: El hombre confesó que como aumentó el boleto ahora debe caminar 30 cuadras para comprar los alfajores que le da a sus hijos en el desayuno. 

La historia recorre internet y llegó hasta los oidos de Hugo Basilotta, el dueño de Alfajores Guaymallén quien quiere ubicarlo  para darle “alfajores de por vida”. La línea de alfajores de Basilotta es la que siempre acompañó como sponsor al Chino Maidana, por ejemplo.